.

Pin It

Widgets

¡Insólito! Extraen 32 objetos metálicos del cuerpo de un hombre

Upata Digital | 5:37 p.m. | 0 comentarios

Cuando los cirujanos abrieron al cubano Leosbani Pino López, no lo podían creer. Tal vez el hombre había dicho antes "me siento mal", o tal vez "Creo que me sobra un poco de hierro en el organismo". Lo cierto es que descubrieron en su estómago unos 40 objetos, de los cuales 32 eran metálicos. Había tijeras completas (claro, se ve que no las masticó bien), un alicate, trozos de alambre varios. El resto de las cosas que se comió no eran metálicas, pero tampoco de digestión sencilla: también había piedras, trozos de vidrio, etc.

 ¡Insólito! Extraen 32 objetos metálicos del cuerpo de un hombre

El operado tiene 32 años, uno por cada uno de los objetos metálicos que se tragó. Quienes lo conocen aseguran que está un poco loco.

Leosbani, según informa el diario cubano Juventud Rebelde, sufre "retraso mental severo". Y, sí... En junio del año pasado comenzó a sentir malestares diversos. No quedó otra que operarlo.

La doctora María Julia Ojeda, especialista de segundo grado en Cirugía, encabezó el equipo encargado de la operación. Dice que nunca vio nada ni remotamente parecido. "Hemos realizado intervenciones quirúrgicas a pacientes de distintas edades que han ingerido, accidental o intencionalmente, objetos de diversa índole, pero por lo general ha sido un solo cuerpo dentro del estómago.

El acto quirúrgico duró dos horas y diez minutos y fue muy complejo porque el paciente tenía unos diez metales dentro del estómago y el resto de las materias en el duodeno; lo que implicó efectuar gastrotomía (abrir el estómago), y duodenotomía (abrir el duodeno), además de apertura de las vísceras con derivación interna para facilitar el drenaje, sin quitar ni un ápice del tubo digestivo», explicó la doctora. Fue, sin duda alguna, una operación complicada.,

"Por las radiografías y otros estudios sabíamos que íbamos a extraer cuerpos extraños, pero jamás imaginamos encontrar tantos y con un tamaño tan sorprendente. Es difícil de explicar, por ejemplo, cómo pasaron una cabilla rectangular pesada o la tijerita sin ojos que se encontraba abierta dentro del estómago de Leosbani", explicó la cirujana, Miembro de Honor de la Sociedad Cubana de Cirugía.

La operación se efectuó en noviembre de 2017, pero la historia trasciende recién ahora, ante la certeza de que el paciente evoluciona favorablemente. Leosbani había perdido peso, tenía problemas al ir de cuerpo y vomitaba a menudo. La sacó barata. Ya en su casa, expulsó por vías naturales el objeto número 41: un fragmento de pestillo que los cirujanos no habían podido extraer.

Fuente: Derf

RA

Categoria: 


from Informe21.com - Actualidad https://ift.tt/2GHBhOx

Archivado en:: , ,

0 comentarios