Noticias Destacadas

PUBLICIDAD AQUÍ 940x150

PUBLICIDAD AQUÍ 610x120

PUBLICIDAD AQUÍ 610x120

PUBLICIDAD AQUÍ 610x120

+Sucesos

Pin It

Widgets

Upata Mía DALE CLIC SOBRE LA IMAGEN PARA INGRESAR AL MEJOR CONTENIDO EN LA WEB

Pedro J. Torres: Según estudio, edulcorantes artificiales no solucionan diabetes ni obesidad, las pueden empeorar

Es conocido por todos desde hace muchos años que el consumo de azúcares es uno de los factores asociados al desarrollo de la obesidad. Sin embargo, el gusto por los alimentos dulces está tan arraigado en la población que para sustituir el azúcar, sin renunciar a su grato sabor, se ha venido difundiendo cada vez más el uso de edulcorantes artificiales sin calorías, sobre todo en los últimos tiempos, a raíz de la pandemia de obesidad que se extiende por el mundo. Pero lo que parecía ser una buena solución aparentemente ha resultado ser exactamente lo contrario a lo esperado.

Gobiernos, empresas, universidades, centros de investigación y comunidades deben promover más la prevención en salud. Pedro J. Torres, de la Fundación Torres-Picón

Un amplio estudio cuyo objetivo fue examinar los cambios bioquímicos que se producen en el organismo tras el consumo de azúcar y sustitutos del azúcar, revela en los resultados obtenidos que los edulcorantes artificiales, como el stevia o el aspartamo, pueden incluso causar obesidad y diabetes en lugar de evitarlas. Esta nota, con fines de divulgación preventiva, es compartida por la Fundación Torres-Picón.

El jefe del equipo de investigadores, Brian Hoffmann, quien es profesor asistente en el Departamento de Ingeniería Biomédica en el Colegio Médico de Wisconsin y la Universidad de Marquette, en Estados Unidos, afirmó: “A pesar de la adición de estos edulcorantes artificiales sin calorías a nuestras dietas diarias, todavía ha habido un aumento drástico en la obesidad y la diabetes”.

El estudio fue efectuado en forma conjunta por varias universidades de Estados Unidos; en la investigación se analizó el progreso de varios grupos de ratas de laboratorio alimentadas con dietas de alto contenido en glucosa o fructosa, dos tipos de azúcar natural, o con aspartamo o acesulfamo de potasio, edulcorantes artificiales comunes sin calorías; luego de tres semanas se efectuaron análisis en muestras de sangre de los animales y se comprobó que se habían producido alteraciones importantes en las concentraciones de sustancias bioquímicas, grasas y aminoácidos; estos resultados demuestran que la sustitución de los azúcares con edulcorantes artificiales no calóricos generan una serie de anomalías en el procesamiento de la grasa y la obtención de energía dentro del organismo.

Asimismo se observó que el acesulfamo de potasio parecía concentrarse en la sangre en cantidades superiores a la normal, lo que puede causar daños a las células del revestimiento interior de los vasos sanguíneos.

“Observamos que, con moderación, su cuerpo tiene la maquinaria para manejar el azúcar, y es cuando el sistema se sobrecarga durante un largo periodo de tiempo cuando esta maquinaria se descompone. También observamos que reemplazar estos azúcares con edulcorantes artificiales no calóricos conduce a cambios negativos en el metabolismo de la grasa y la energía”, explicó Hoffmann.

ALERTA RESPONSABLE Y COMEDIDA

Este trabajo es el más grande y completo realizado hasta el presente y se basa en un enfoque denominado metabolómica de alto rendimiento; los resultados fueron presentados en la reunión anual de la Sociedad Americana de Bioquímica y Biología Molecular, en el marco del Encuentro de Biología Experimental 2018, un evento científico que cada año reúne a más de 14.000 científicos y acaba de celebrarse en San Diego, California, Estados Unidos, entre los días 21 y 25 de abril.

No existen pruebas definitivas que determinen que los edulcorantes artificiales sean más perjudiciales que el azúcar, pero este estudio demuestra que los edulcorantes no solamente no son la solución al problema sino que, por el contrario, al igual que el azúcar, contribuyen a que se prolongue. Tanto la obesidad como la diabetes tipo 2 son resultado de una serie de factores, entre los cuales una vida sedentaria y una alimentación deficiente son los principales; es por esto que Hoffman recomienda llevar un estilo de vida saludable y una alimentación sana y balanceada; “observamos que con moderación, el cuerpo dispone de la maquinaria necesaria para manejar el azúcar; es cuando el sistema está sobrecargado durante un largo periodo de tiempo que este sistema se descompone” insistió.

Desde la Fundación Torres-Picón compartimos esta información y las opiniones del doctor Brian Hoffmann como una contribución a su divulgación, y con miras a fortalecer la prevención en salud, especialmente en materia de obesidad, dijo Pedro J. Torres.

GF/EDC

Categoria: 


from Informe21.com - Salud y bienestar https://ift.tt/2raEYlR
via IFTTT

Tags: , , ,
PUBLICIDAD AQUÍ

Tal vez te interese

No hay comentarios.:

Tus comentarios

Scroll to top