#UpataDigitalEsTuVoz

Publicidad

"Dios nunca nos dejó", dice pastor que se quedó en Siria en medio de la guerra

Pastor en medio de la guerra en Siria

Un pastor no dudó en quedarse en la ciudad donde vive, cuando comenzó la guerra civil en Siria. Después de años de conflicto en el país árabe, el líder cristiano dice que Dios nunca los dejó y los protegió todo el tiempo.

George Moushi, pastor de la iglesia Alliance Church, no huyó cuando comenzaron los bombardeos en la ciudad de Qamishli, sino que se quedó con un propósito, dar a conocer el a mor de  Dios en medio de la guerra.

Desde que comenzó la crisis, alrededor de un millón de cristianos huyeron de Siria. Ha significado que el número de creyentes ha caído de 1.8 millones a solo 800,000.

"La gente murió, resultó herida, casas y tiendas destruidas", dijo el pastor George. “Cuando los turcos entraron en Siria, hubo mucho miedo. En ese momento, muchas familias tenían miedo de enviar a sus hijos a la escuela”.

La destrucción provocada por el conflicto en el país a través de bombas lanzadas sobre civiles, llevó al pastor a cuestionarse si su decisión de quedarse fue correcta o no. Oró con su iglesia, pidiendo sabiduría a Dios, para no cometer errores en sus decisiones.

"Oramos y después de eso, se les pidió que dijeran lo que querían, alrededor del sesenta por ciento quería quedarse", dijo el pastor.

Si bien algunos miembros que decidieron irse, recibieron apoyo del pastor George, como alimentos y seguridad, él prefirió quedarse allí. Sin embargo, el 60% de los miembros de su iglesia eligieron quedarse con el pastor.

“Quería apoyar a ambos grupos, a los que se quedaron y a los que se fueron. Pero para mí, no quería irme si todavía había un miembro de la iglesia en Qamishli”, dijo.

Aunque su situación es muy difícil, el pastor George mantiene su fe en Dios, contando que ha visto cómo Dios los ha sustentado, a medida que más personas venían a Cristo en medio de una grave crisis.

"Dios nunca nos dejó", dijo el pastor George. “Muchas personas aceptaron a Cristo y fueron agregadas a la iglesia. Aunque la guerra fue tan terrible, Dios transformó las cenizas en belleza, mucha gente vino a Cristo”, reveló.

Promete que la Iglesia Alianza continuará ofreciendo apoyo y mostrando el amor de Jesús a la nación devastada por la guerra.

“Nuestra iglesia vio que ahora era el momento de apoyar a las personas, apoyarlas y mostrar el amor de Jesús en tiempos difíciles. La necesidad no es solo material. Mucha gente está cansada y asustada, entonces oramos con ellos”, concluyó.

De Noticias Cristianas del Acontecer Cristiano
Ayúdanos a seguir informando - Colabora con Upata Digital Publicidad

No hay comentarios.