Noticias Destacadas

PUBLICIDAD AQUÍ 940x150

PUBLICIDAD AQUÍ 610x120

PUBLICIDAD AQUÍ 610x120

PUBLICIDAD AQUÍ 610x120

+Sucesos

Pin It

Widgets

Upata Mía DALE CLIC SOBRE LA IMAGEN PARA INGRESAR AL MEJOR CONTENIDO EN LA WEB

En esta escuela los niños disparan rifles y se lanzan en paracaídas para aprender disciplina

La General Yermolov Cadet School enseña a sus estudiantes los mismos temas que aprenderían en cualquier otro centro de primaria y secundaria ruso, pero con algunos añadidos sorprendentes: disciplina militar, supervivencia, patriotismo, manejo de armas de fuego y armas blancas, clases para conducir camiones o clases de vuelo, entre otros.

En esta escuela los niños disparan rifles y se lanzan en paracaídas para aprender disciplina

La escuela se encuentra en la ciudad de Stavropol, en el sur de Rusia, a unas 150 millas de Sochi. Los alumnos de la escuela son en su mayoría hijos de soldados que sirven en el Ejército, Servicios Especiales o la Policía. “Después de la graduación, aproximadamente el 40 por ciento continuará sus estudios en alguna institución militar”, afirma para Gizmodo en Español Eduard Korniyenko, fotógrafo de la Unión Rusa y corresponsal para el periódico regional Stavropol Pravda, encargado además de hacer las fotografías internas de la institución.

El nombre de la escuela hace honor a Alexei Yermolov, un famoso general imperial ruso, lo que encaja a la perfección con una institución tan militarmente influenciada como esta. “La escuela incluye no sólo temas ordinarios, sino también elementos de entrenamiento militar: el manejo y montaje de armas, practicar tiro con rifles, entrenamiento de uso de paracaídas, cómo conducir un coche, entrenamiento físico en los bosques y similares… También hay lecciones sobre educación e historia patrióticas”, relata Eduard.

El uniforme, como no podía ser de otra forma, también es característico del Ejército. Como ocurre dentro del cuerpo real, consta de varias posibles indumentarias según el terreno u ocupación que se le de (ejercicios tácticos, desfile de cadetes, para las pruebas de las regulaciones especiales, etc.) y contienen la simbología y escudos de honor de la Federación Rusa.

Por si se suscita la duda, la escuela es mixta y no hay ninguna distinción de género respecto a cualquiera de las practicas anteriores. Las niñas pueden y deben hacer lo mismo.

El director de la escuela, Alexey Kitrov, es a su vez diputado en la Duma, la cámara baja de la Federación Rusa, y está reconocido entre los 30 mejores directores del país. Por tanto, si bien esta escuela es una excepción, no está para nada aislada. De hecho, por extraño que esto pueda parecer a nuestros ojos, es un orgullo nacional. “El propósito del profesorado de mi escuela es la formación de la personalidad múltiple, capaz de darse cuenta del potencial de las condiciones socioeconómicas dinámicas del país y crear defensores natos de su tierra natal”.

Y continúa su sorprendente discurso: “Desde el noveno grado nos preocupamos de que los estudiantes reciban una formación especial. Por ejemplo, a los estudiantes con un interés particular en la aviación, se les permite realizar un vuelo en solitario en aeronave. También recibimos mentores de honor en la escuela, como el coronel general de las Fuerzas Federales durante el conflicto Chechenia - Daguestán, el héroe Gennady Gennádievich Golovkin, el gobernador del territorio de Stavropol…”.

En las salidas de campo se puede apreciar lo inverosímil del trato a los pequeños: “Fotografié en total a 16 cadetes durante un ejercicio táctico de dos días, a una base a unos 18 kilómetros al sur de Stavropol. Los niños marcharon todo el trayecto llevando sus rifles de entrenamiento y pertenencias a la espalda”, comenta Eduard.

Habría que ver qué modelos de fusil pero, como ejemplo, podríamos tomar los 5kg aproximados de un fusil de francotirador e imaginar el mismo peso para las pertenencias. Esto hace un total de 10kg a la espalda de un niño durante 18 kilómetros. No es de extrañar que el fotógrafo comentara que “de vez en cuando, le cargaba el rifle a algunos de ellos”.

Por otra parte, relata que todo era muy metódico: “Los cadetes tenían un turno para trabajar en la cocina. Cuando no estaban trabajando, el horario estaba lleno de entrenamiento, junto con descansos para orar e ir al baño. Todos debían estar en sus camas cuando oscurecía, porque las luces se apagaban a las 22.00 horas”. Una disciplina férrea difícil de imaginar.

Si bien esto se ve desde fuera como un castigo, una suerte de campamento para adiestrar “niños malos”, nada más lejos de la realidad. Hay que recordar que, al fin y al cabo, hablamos de Rusia y lo que parece una aberración en otros países del mundo aquí es lo normal: “Para ellos es un orgullo ir, es un premio”.

Confirman desde la escuela que los estudiantes con malas notas no pueden asistir, así que ser seleccionado es una buena noticia. Es más, en Rusia no se ve como un problema serio el hecho de que los niños estudien asuntos militares: “vivimos en el sur de Rusia, donde las tradiciones militares son consideradas la norma y la fuerza es bienvenida”.

Respecto al miedo lógico frente al posible mal uso de estos conocimientos, explican desde la institución que también cuentan con un equipo psicológico que “analiza el estado del papel social de los cadetes advirtiendo de posibles desviaciones de la conducta por pequeñas que estas sean”. En la mayoría de los países del mundo los niños pequeños no tienen aún un papel social. Por tanto, es complicado encontrar tranquilizador que haya desviaciones de las que advertir.

Pero, ¿y lo más obvio? ¿Los accidentes? Aseguran tajantemente que simplemente no son posibles porque “los instructores mantienen la disciplina en el equipo en todo momento. Especialmente durante las lecciones sobre el manejo de armas”.

Para finalizar añadieron un detalle curioso: los niños que sobresalen en la escuela y la disciplina, si lo desean, van durante las vacaciones escolares a la base militar de los Russian Knights de la Fuerza Aérea Rusa. Si bien afirmaron esto con cierto orgullo, no mencionaron convenientemente los riesgos del premio. Este grupo acrobático en su historia acumula muchas desgracias. Por ejemplo, a saber: en 2009, durante una exhibición, dos pilotos de este grupo chocaron en el aire dejando como resultado dos muertos: el líder de los mismos y una espectadora, esta última fue aplastada por los restos del ala izquierda.

Fuente: gizmodo / MF

Categoria: 


from Informe21.com - Actualidad http://ift.tt/2fNDQmM

Tags: , ,
PUBLICIDAD AQUÍ

Tal vez te interese

No hay comentarios.:

Tus comentarios

Scroll to top